¿Cuáles son los beneficios de la crema facial con colágeno?

Las cremas faciales de colágeno tienen muchos beneficios para la piel cansada o envejecida. Cuando una crema para la cara incluye el colágeno como un ingrediente activo puede reducir la aparición de arrugas, reducir la apariencia de las manchas solares, y aliviar la piel seca. La crema también puede actuar como una crema hidratante básica para aquellos con tipos de piel normal.

Una crema facial con colágeno puede ayudar a la piel seca y dañada. Mediante la hidratación de la piel, el colágeno ayuda a aliviar la sequedad y hace que la piel más suave al tacto. La piel seca o desequilibrada puede aparecer manchada. El colágeno ayuda a eliminar los parches secos en la superficie de la piel y reducir el enrojecimiento, dando a la piel un brillo más saludable.

Muchos fabricantes ofrecen una crema para la cara con colágeno para combatir los signos del envejecimiento, como las líneas finas, las arrugas o los patas de gallo que se extienden desde las esquinas de los ojos. La piel facial pierde su elasticidad a través del proceso natural de envejecimiento o por maltrato de la piel, como la exposición prolongada al sol. Una vez absorbido en la piel, el colágeno ayuda a reconstruir la elasticidad perdida, lo que puede hacer que la cara aparezca más joven. El colágeno también funciona para rellenar la superficie de la piel, haciendo que las líneas finas y arrugas menores aparezcan menos perceptibles.

Una crema facial con colágeno puede exfoliar la piel también, especialmente si el colágeno se mezcla con exfoliatants tales como shelles del albaricoque o semillas refinadas. La crema se masajea en la cara durante varios minutos y luego se retira con agua fría. El exfoliante elimina la capa más externa de la piel, revelando la nueva piel debajo. Como resultado, la piel se siente más suave al tacto y puede aparecer más uniforme en la tez.

Manchas de la edad y el daño del sol puede crear decoloraciones oscuras en la piel, haciendo que la cara tenga un aspecto irregular. Una crema facial con colágeno puede ayudar a aclarar estas manchas en la piel. Después de aplicar la crema facial dos veces al día durante varias semanas, el colágeno puede exfoliar e hidratar las decoloraciones para que ya no son tan notables como antes.

Algunos consumidores pueden tener una reacción alérgica a una crema facial con colágeno. Para reducir el riesgo de una reacción, un consumidor debe hacer una prueba de parche antes de aplicar cualquier producto directamente a la cara. La prueba se realiza en otra zona sensible de la piel, como el interior del brazo, para ver si se produce alguna reacción.